5/7/10

Marianne North y su aporte a la ilustración botánica en Chile y el mundo


Marianne North nació en Hastings Inglaterra en 1830. Esta mujer victoriana representa perfectamente el espíritu aventurero de muchas mujeres europeas de la época, que atraídas por la idea de conocer mundos "salvajes" abandonaban el estilo de vida de sus congéneres y emprendían largos viajes en búsqueda de nuevos horizontes. Muchas de ellas se sentían fuertemente ligadas a la naturaleza y sus secretos, a las ciencias naturales y la antropología. Las había cazadoras, pescadoras, coleccionistas de aves, plantas e insectos.
Entre 1870 y 1920 tenemos a las primeras mujeres que desarrollaron lo que hoy llamamos "conciencia ecológica", dedicando sus vidas a escribir y hablar públicamente sobre la importancia de proteger a las especies animales (como el caso de las aves cuyas plumas eran usadas para decorar sombreros y uniformes militares) y vegetales, promoviendo el cultivo en los hogares y espacios públicos. Otras escribieron e ilustraron literatura infantil con el objetivo de educar a los niños y enseñarles a querer y respetar a los animales.


El caso de North es bastante especial. Hija de un importante político (Friederick North), desde pequeña quiso estudiar música y canto, pero más tarde decidió abandonar esta disciplina para dedicarse a la pintura. Marianne era muy apegada a su padre y nunca se casó. Con él empezó a viajar por el mundo: juntos fueron a Marruecos, Egipto, Italia y Grecia. A la edad de cuarenta años, su padre fallece y ella se siente muy triste y deprimida. Por eso, decide dejar su hogar en Inglaterra y emprende un viaje a Canadá con una amiga -después continuará sola-, y desde este momento comienza a registrar por medio de la pintura al óleo las especies vegetales que encuentra más significativas de cada lugar que va visitando. De este momento, no se detiene y visita Estados Unidos, Jamaica, Brasil, Tenerife, japón, Singapur, Sarawak, Java, Sri Lanka, India, Australia, Nueva Zelanda, Sudáfrica, las islas Seychelles y por último Chile.


Algunas de las plantas que pintó fueron registradas por primera vez, por lo que fueron nombradas en su honor.


Su viaje a Chile fue el último (1884) y aunque duró solamente cuatro meses, produjo bellas imágenes de nuestra flora y paisaje de la época.


Los trabajos de Marianne North se pueden apreciar en una galería que ella misma construyó en the Royal Botanic Gardens, Kew, Inglaterra. La obra que produjo estando en nuestro país, fue publicada por editorial Pehuén bajo el título "Chilean flora through the eyes of Marianne North" o "Flora chilena bajo la mirada de Marianne North".










Nepenthes northiana, planta                                        Nido del Izuallaxis sordida, Molina, Chile.
del  Sudeste asiático nombrada
en su honor.

2 comentarios:

  1. Hola Gera:

    Por tu sugerencia y mi curiosidad, andé al website de kew gardens, al cual tuve la oportunidad de conocer personalmente años atrás. Acuerdome de haberme emocionado con la onda de los ingleses y su búsqueda vana por dejar registrada y preservada cada una das las espécimens de la Tierra, sin que ninguna les escapara, aunque sabendo que eso es imposible de realizar. De todas maneras, lindo el espacio e el trabajo que hacen ahí.

    Estuve buscando ahora la referencia al trabajo de Marianne North e quizás te intereses por atualizar el hiperlink en tu blog:

    http://www.kew.org/collections/art-images/marianne-north/

    Asi uno puede ir directamente al museo dedicado a esta señora talentosa y genial.

    Besos

    Toni

    ResponderEliminar
  2. Felicitaciones por tu trabajo Geraldine! La delicadeza del espíritu y el arte de Marianne North realmente seduce e inspira, así como la fuerza con que llevó a cabo su proyecto de ilustración naturalista por el mundo. Es una figura absolutamente vigente. Gracias por difundir su obra. El libro La Flora Chilena en al Mirada de Marianne North (Editorial Pehuén), de Antonia Echenique y Ma Victoria Legassa, con la traducción del diario de M. North por Luis Oyarzún, es un MUST para nosotros sus admiradores.

    ResponderEliminar